miércoles, mayo 22, 2024
InicioArtes escénicasLos orígenes del baile danza Kizomba: descubriendo sus raíces angoleñas y su...

Los orígenes del baile danza Kizomba: descubriendo sus raíces angoleñas y su evolución en España

-

La kizomba, un baile originario de Angola, se ha convertido en una expresión artística globalmente reconocida. Este cautivador baile ha evolucionado desde sus raíces en la música angoleña hasta evolucionar y alcanzar gran popularidad en países africanos y europeos, especialmente en Portugal, Francia y España. Desde sus humildes inicios en los barrios angoleños hasta su expansión global, la kizomba ha encontrado un lugar especial en la comunidad de baile española, añadiendo diversidad y emoción al panorama de la danza en el país.

Origen y evolución de la kizomba

La kizomba es un baile que encuentra sus raíces en Angola y ha experimentado una interesante evolución a lo largo del tiempo. En esta sección, exploraremos los diferentes aspectos que contribuyeron a su surgimiento y desarrollo.

Surgimiento de la kizomba en Angola y su fusión con la semba

La kizomba, cuyo nombre significa «fiesta» en el idioma kimbundu de Angola, tiene sus raíces en las comunidades urbanas de este país africano, particularmente en la capital, Luanda. Surgió entre las décadas de los 70 y los 80, durante un período de efervescencia cultural y social en Angola, tras la independencia del país en 1975.

La kizomba se originó como una fusión de varios estilos musicales y de baile, siendo uno de los más destacados la semba, un género musical y un estilo de danza tradicional angoleño. La semba, con sus ritmos vivos y enérgicos, a menudo acompañaba celebraciones y reuniones sociales en Angola. La kizomba tomó prestados elementos de la semba, adaptándolos para crear un estilo de baile más suave, sensual y romántico.

Con el tiempo, se convirtió en una expresión distintiva de la identidad cultural angoleña, arraigada en la rica tradición musical del país pero también reflejando la influencia de otros estilos musicales africanos y caribeños.

Influencias de la música africana y el zouk en la kizomba

La kizomba no se desarrolló en un vacío cultural, sino que fue moldeada por una variedad de influencias musicales tanto africanas como extranjeras. La música africana, en particular, desempeñó un papel crucial en su evolución. Los ritmos africanos tradicionales, como la semba y el kilapanda, se fusionaron con elementos de la música caribeña y europea para dar forma al sonido característico de la kizomba.

Además, el género musical zouk, originario de las Antillas francesas, también tuvo una influencia significativa en el desarrollo de la kizomba. El zouk, con sus melodías románticas y ritmos sensuales, resonó con los bailarines angoleños y contribuyó a la evolución de la kizomba.

El papel del grupo Kassav en la creación del género musical Zouk

El grupo Kassav, fundado en la década de 1980 en la isla caribeña de Guadalupe, desempeñó un papel fundamental en la popularización del zouk y, por extensión, en la influencia que tuvo en la música y el baile de la kizomba. Kassav fue pionero en la creación de un sonido distintivo que combinaba elementos de la música tradicional antillana con influencias modernas de funk, jazz y otros géneros.

Fusionando ritmos antillanos y música disco, Kassav dotó al zouk de una identidad propia y lo popularizó en las Antillas francesas, la Guayana Francesa y el norte de Brasil. Posteriormente, el zouk regresó a África y se fusionó con la semba, dando lugar al nacimiento de la kizomba tal como la conocemos hoy en día.

La música de Kassav, con su ritmo contagioso y sus letras pegajosas, capturó la imaginación de audiencias en todo el mundo, incluidos los bailarines en Angola y más allá. La influencia del grupo Kassav se puede sentir en la música y el baile de la kizomba, especialmente en su énfasis en la sensualidad y la conexión emocional entre los bailarines.

Características y estilos de la kizomba

La kizomba es un baile que se caracteriza por su ritmo lento y sensual, con movimientos suaves y fluidos que reflejan la conexión entre los bailarines. En esta sección exploraremos la estructura musical y los elementos coreográficos que componen la kizomba, así como los diferentes estilos y variaciones que existen.

Estructura musical y elementos coreográficos de la kizomba

La kizomba se reconoce fácilmente por su estructura musical lenta, conocida como ‘batida’, que consiste en una secuencia de palmadas que marcan el ritmo de la música. Estas palmadas son un elemento clave en la coreografía de la kizomba, ya que guían los movimientos de los bailarines. Esta música a menudo presenta una combinación de instrumentos como la guitarra, el piano, la percusión y sintetizadores, creando un ambiente melódico y envolvente.

Los movimientos en la kizomba se caracterizan por la flexión de rodillas, las rotaciones de cadera y los pasos cortos hacia adelante y atrás. Los bailarines se mueven de una manera fluida y natural, siguiendo el flujo de la música. La cercanía entre la pareja y el contacto constante transmiten la sensualidad y la conexión emocional que se busca en este baile. La improvisación también desempeña un papel importante, permitiendo a los bailarines expresar su creatividad y estilo personal mientras se mueven al ritmo de la música.

Estilos y variaciones de la kizomba: pasada, Tarraxinha, Quadradrinha, Ventoinnha

Existen diferentes estilos y variaciones de la kizomba que le dan personalidad y diversidad. Algunos de los estilos más populares incluyen:

  • Pasada: Este estilo se caracteriza por los movimientos circulares y las vueltas que se realizan alrededor de la pareja, creando una sensación de fluidez y armonía.

Tarraxinha: Un estilo más lento y provocativo, donde los movimientos son más sensuales y enfatizan la conexión física entre los bailarines. Se caracteriza por movimientos más cercanos y apretados, con énfasis en la comunicación íntima entre la pareja.

  • Quadradrinha: Se enfoca en movimientos más enérgicos y ritmos más rápidos, con cambios de dirección y figuras geométricas que se forman con los movimientos de los bailarines.

Ventoinnha: Un estilo más contemporáneo de Kizomba que combina elementos de otros estilos de baile, como el tango y el zouk. Se caracteriza por movimientos más fluidos y expresivos, con una mayor énfasis en la creatividad y la improvisación.

Cada estilo tiene su propia personalidad y forma de expresión, pero todos comparten la esencia de la kizomba: la conexión entre los bailarines y la expresión de emociones a través del movimiento.

El baile kizomba como expresión corporal y forma de socialización

La kizomba va más allá de ser simplemente un baile; es una forma de expresión corporal y una herramienta para la socialización y conexión humana. Bailando, los participantes se sumergen en un mundo de sensualidad, emociones y comunicación no verbal. La cercanía física entre los bailarines crea una conexión íntima que trasciende las palabras, permitiendo que las emociones fluyan libremente a través del movimiento.

La kizomba se ha convertido en una actividad muy popular en escuelas de baile y salsotecas, donde las personas pueden aprender y practicar este estilo de baile en un ambiente social. Además de disfrutar de la música y los movimientos, la kizomba permite conocer a otras personas con intereses similares y crear vínculos a través del baile.

La kizomba en el mundo

La kizomba ha experimentado una gran expansión tanto en países africanos como en Europa, convirtiéndose en un baile muy popular en diversas regiones del mundo. A continuación, exploraremos cómo se ha extendido este género musical y de baile a lo largo de distintos países.

Expansión de la kizomba en países africanos y europeos

La kizomba se originó en Angola, pero pronto se extendió a otros países africanos como Cabo Verde y Mozambique. Estos países de los PALOP (Países Africanos de Lengua Oficial Portuguesa) abrazaron este estilo de baile y contribuyeron a su difusión en el continente.

En el contexto europeo, Portugal fue pionero en adoptar la kizomba y se convirtió en uno de los principales impulsores de su popularización. Las influencias culturales y lingüísticas entre Angola y Portugal facilitaron la introducción y desarrollo de la kizomba en este país. A partir de Portugal, la kizomba se extendió rápidamente a otros países europeos, especialmente Francia y España, donde encontró un gran número de apasionados seguidores.

Popularidad de la kizomba en Portugal, Francia, España y otros países europeos

La kizomba ha disfrutado de una gran popularidad en Portugal, convirtiéndose en uno de los estilos de baile más practicados y en una parte importante de la cultura musical del país. Las clases de kizomba se imparten en numerosas academias de baile a lo largo de todo el territorio portugués, y los festivales y eventos de kizomba atraen a bailarines de toda Europa.

En Francia, la kizomba también ha experimentado un rápido crecimiento y se ha convertido en una de las opciones de baile más demandadas. Tanto en París como en otras ciudades francesas, se organizan regularmente festivales que atraen a bailarines y amantes de la música provenientes de todas partes.

En España, la kizomba ha ganado popularidad en la última década, especialmente en ciudades como Madrid y Barcelona. Se han establecido escuelas de baile especializadas, y los practicantes tienen la oportunidad de participar en festivales y eventos dedicados exclusivamente a este estilo.

Festivales y congresos de kizomba en Europa

La popularidad de la kizomba en Europa ha llevado a la organización de multitud de festivales y congresos dedicados a este baile. Estos eventos reúnen a bailarines de diferentes países, ofreciendo clases, espectáculos y competiciones de kizomba. Entre los festivales más destacados se encuentran el Lisbon Kizomba Festival en Portugal, el Paris International Kizomba Festival en Francia y el Barcelona Kizomba Congress en España.

Estos festivales y congresos proporcionan una plataforma para la promoción y difusión de la kizomba, así como una oportunidad para que los bailarines y amantes de este estilo se reúnan y compartan su pasión por la música y el baile.

Impacto y actualidad de la kizomba

La popularidad global de la kizomba se refleja en la presencia de festivales, workshops y fiestas temáticas dedicadas al género en ciudades de todo el mundo. Destinos como Lisboa, París, Barcelona y Bruselas se han convertido en epicentros importantes para la kizomba, atrayendo a turistas interesados en aprender y disfrutar de este estilo de baile.

Además, ha experimentado una evolución constante, dando lugar a subgéneros como la urban kiz, la tarraxinha y la kizomba fusionada con otros estilos musicales como el hip-hop, el reggae y la electrónica. Esta innovación ha mantenido fresco el interés en la kizomba y ha ampliado su base de seguidores.

La inclusión social es otro aspecto destacado de este baile, ya que atrae a personas de diferentes edades, orígenes étnicos y niveles socioeconómicos. Esto ha contribuido a la creación de comunidades de baile diversas y acogedoras en todo el mundo, promoviendo la integración y el respeto cultural.

Asimismo, la popularidad de la kizomba ha tenido un impacto significativo en la industria musical, impulsando la producción y distribución de música dentro del género y fomentando colaboraciones con artistas de renombre internacional. Esta influencia ha contribuido a promover la cultura angoleña y a ampliar el alcance de la música africana en general.

La kizomba continúa siendo una fuerza relevante en la escena musical y de baile a nivel mundial, atrayendo a seguidores de todas partes y promoviendo la diversidad cultural y la inclusión social. Su impacto sigue creciendo y se espera que mantenga su relevancia en la escena cultural en los años venideros.